CONVIVENCIA EN MANCHA REAL

Un año más las dos parroquias de Mancha Real nos han recibido a un grupo de internos del C.P. de Jaén. Al igual que el año pasado comenzó … sigue leyendo


PEREGRINACIÓN A LA VIRGEN DE LA CABEZA

Habíamos llamado a las puertas de la Cofradía de la Virgen de la Cabeza de Marmolejo para que… sigue leyendo


Descargar (PDF, Desconocido)

Os doy una buena noticia: el próximo viernes y sábado un grupo de internos y voluntarios de esta Delegación de PASTORAL PENITENCIARIA volverá a peregrinar al Santuario de la Virgen de la Cabeza.

Hace diez años hicimos por primera vez esta peregrinación, como podéis ver, en la página que os indico:

https://get.google.com/albumarchive/113883911280424118

En esta ocasión hemos organizado la peregrinación con los hermanos de la Cofradía de Marmolejo, que nos han gestionado los permisos para acceso pertinentes,  acompañarán en el camino y nos dejan la Casa para pernoctar y nos invitarán a las comidas de esos días; desde aquí GRACIAS COFRADIA DE MARMOLEJO

Igualmente nos han ayudado el párroco de Marmolejo, el Delegado de Peregrinaciones, internos que pasaron por la prisión de Jaén y ahora, desde la libertad, han puesto su grano de arena para que la peregrinación salga adelante

No son una o dos las personas que han hecho posible nuestra peregrinación. Ciertamente que este gran grupo de la Iglesia está con nosotros.

Esta es una de las tareas de Pastoral Penitenciaria. Quitar prejuicios en la sociedad sobre las personas que pasan por la prisión, y como mejor se quitan tales prejuicios es compartiendo:

  • La comida
  • El alojamiento
  • El camino
  • La oración y la fe

                   La Virgen de la Cabeza nos espera

¡VIVA LA VIRGEN DE LA CABEZA!

Con motivo de esta peregrinación nos mandan las monjas Trinitarias de Andújar estas palabras:

“Os acompañamos en la peregrinación al santuario de la Cabeza y oramos por esta intención.

Santísima Virgen de la Cabeza, nuestra Madre y Patrona, te presentamos a este grupo de hermanos y hermanas, privados físicamente de libertad, que peregrinan a tu santuario buscando tu mirada protectora, llena de ternura y misericordia, y tu abrazo de madre.

Acógelos, bendícelos,  ayúdalos a llegar hasta tu Hijo para que hagan siempre lo que Él les diga. Es la súplica que brota de nuestro corazón orante y contemplativo en el que siempre habitan nuestros hermanos privados de libertad.

Contamos siempre con tu intercesión para lograr ser, todos, a imagen tuya, verdaderos seguidores y discípulos de Jesús, porque en ti encontramos el más perfecto modelo y la más clara imagen de ello.”

Monjas Trinitarias de Andújar